Estado del cuerpo de doña Sancha durante la visita del gobernador civil a S. Isidoro en 1954

La llegada de las tropas de Napoleón en 1809 a León trajo consigo la destrucción, el robo, la rapiña. Los franceses transformaron la iglesia de en almacén y el Panteón Real en caballerizas. Usaron los sepulcros como abrevaderos y pesebres para los caballos y para ello sacaron los restos que había dentro y los amontonaron en un rincón. Viendo esta tremenda profanación, los canónigos de la colegiata se las ingeniaron para rescatarlos, llevándolos a la iglesia de Santa Marina. Todos excepto la momia de Doña Sancha, a la que trasladaron a una casa particular, quizá con el ánimo de que estuviera más protegida.

http://elleoncurioso.blogspot.com/2009/07/la-momia-desnuda.html

 

 Leave a Reply

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

(required)

(required)